Mercado del Barranco

Sevilla, 2013

Antigua lonja ubicada en unas naves de acero y cristal de finales del siglo XIX, a escasos metros del puente de Triana. Para su renovación como mercado gourmet, se propone respetar el ambiente art decó aportando sofisticación a través de la iluminación (cristaleras retroiluminadas). El espacio de hostelería, situado a modo de isla, sirve como eje central para los puestos de alimentación y la zona de consumo. Todos comparten la carpintería de madera pintada en negro, las marquesinas en acero y cristal, materiales como el mármol o el azulejo biselado y nos recuerdan a colmados, farmacias y bares de la época art decó.